Jonathan Rodríguez se convierte en el séptimo periodista asesinado en 2017

Foto: Luis Tovar

Ciudad de México, 18 de mayo 2017.- Jonathan Rodríguez, periodista del semanario El Costeño de Autlán de Navarro, Jalisco, asesinado el pasado 15 de mayo cuando viaja con su madre Sonia Córdova, subdirectora del mismo semanario, se convirtió en el séptimo periodista asesinado en México en 2017.

En entrevista con Artículo 19, Héctor Rodríguez, director del medio y padre de Jonathan, explicó que su hijo, su nuera y esposa habían salido de compras alrededor de las 17:00 horas cuando se les cerró una camioneta negra de donde se bajaron 5 sujetos que comenzaron a disparar.

Uno de los sujetos se acercó al coche, abrió la puerta del piloto y disparó cuatro veces a Jonathan. Después dispararon a Sonia en el brazo derecho y en su columna vertebral. Tras lo sucedido, Jonathan perdió la vida y Sonia fue trasladada a un hospital en estado grave pero estable.

El Director del semanario, denunció que había sufrido agresiones recientes. El viernes 12 de mayo fueron citados por elementos de la Policía Federal para informarles de una llamada anónima en la cual les dijeron que iban “a matar a los dos hermanos del semanario El Costeño”. El periodista dijo que a pesar de tener conocimiento de la amenaza, ni los policías ni las autoridades ministeriales, actuaron de acuerdo con sus obligaciones legales.

De acuerdo con el director del semanario, el domingo 14 de mayo, vieron rondar afuera de su casa a una camioneta negra, la misma que atacó a Rodríguez y Córdova el lunes 15 de mayo. “En la primer vuelta, iba enfrente una patrulla municipal de Autlán de Navarro. El copiloto que venía dentro de la patrulla sacó la mano y con el dedo índice señaló nuestra casa a la camioneta, como ubicándolos donde era la situación”.

“Esa misma camioneta dio como 5 rondines por donde vivimos. Estando los sujetos de la camioneta estacionada. Al ver que había pasado mucho tiempo y que no conocíamos la camioneta, reportamos a la Federal de Caminos. La Federal de Caminos dio un rondín y estos tipos de dispersaron. En hora, hora y media volvió a aparecer”, continuó relatando el periodista.

El mismo domingo decidieron acudir con el presidente municipal de Autlán de Navarro, Fabricio Corona, para informarle la situación. En especial, los señalamientos de la policía municipal hacia su domicilio y el automóvil que rondaba su casa. A ello, el alcalde contestó que haría unas llamadas y “luego les avisaba”. Sin embargo, Rodríguez afirma que el edil no se comunicó con él para explicarle las posibles causas de esta situación.

Héctor Rodríguez comentó que el 28 de abril publicaron una nota de un enfrentamiento entre militares y presuntos sicarios. De la misma forma, afirma que publicaron una nota en la cual dan a conocer que una de las personas fallecidas en este enfrentamiento era presuntamente líder criminal de la zona. Consideró que esa pudo ser la causa por la cual le arrebataron la vida a Jonathan Rodríguez y atentaron contra la Directora de Información del medio, Sonia Córdova.

Por su parte, Ricardo Balderas, colaborador de Proceso en Jalisco dijo a Artículo 19: “La seguridad para los informadores que radican en el interior del estado se encuentra secuestrada. Los reporteros además de ser víctimas de la violencia laboral que acuñe a todo el gremio (salarios muy bajos y censura) tienen que enfrentar los riesgos que implica coexistir en municipios controlados por el narco, las bajas policíacas que derivaron de la centralización de los cuerpos de seguridad y la indiferencia de las entidades para regular en materia de seguridad, las coberturas. Ser reportero en un municipio del interior de Jalisco y trabajar para un medios locales, significa ejercer el periodismo por 4 ó 5 mil pesos mensuales, muchas veces sin seguridad social y arriesgando la vida”.

Por su parte la organización Artículo 19 solicitó al gobierno federal a iniciar a la brevedad y en la práctica las acciones anunciadas el día de hoy por el titular del Ejecutivo Federal, estableciendo un mecanismo ciudadano de supervisión que verifique la efectiva implementación de dichas medidas. Hasta el día de hoy, en México se han asesinados a siete periodistas, Jonathan Rodríguez, El Costeño de Autlán, Javier Valdez, RíoDoce y La Jornada, Filiberto Álvarez, La Señal de Jojutla, Maximino Rodríguez, Colectivo Pericú, Miroslava Breach, La Jornada, Ricardo Monlui, El Político y El Sol de Córdova y Cecilio Pineda, La Voz de Tierra Caliente.